¿Qué es mejor restaurar una puerta o cambiarla?

Ante una puerta con muchos años de uso muchas personas se preguntan ¿qué es mejor restaurarla o cambiarla? Pues podríamos decir que depende.

Cuándo es mejor restaurar una puerta

  • En el caso de puertas antiguas con solera

Las puertas antiguas dan un valor añadido a las casas. Son puertas únicas que tenemos la suerte de haber heredado. Lo mejor en estos casos es acudir a una buena restauración que nos ayude a conservarlas pero sin restar un ápice de su encanto original.

  • Cuando son puertas antiguas con medidas especiales

Hay muchos pisos antiguos con techos muy altos que tienen puertas excesivamente grandes. Cambiarlas supone un gasto grande.

Cuándo es mejor cambiar una puerta

Si tenemos una puerta moderna pero con mucho años lo mejor es cambiarla. Y es que con ello estaremos no solo aportando estética y comodidad a nuestra vivienda sino que también la estaremos revalorizando.

¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de instalar una puerta?

La calidad de la misma

Una puerta no se cambia todos los días y merece la pena invertir un poco más de presupuesto que optar por una puerta de mala calidad.

La estética

La estética de una puerta tiene que ir en consonancia con la decoración de nuestro hogar. Por ejemplo, una puerta en color oscuro es ideal para casas con una decoración clásica mientras que una puerta blanca resulta mucha mejor opción en hogares de aires modernos.

Nuestras necesidades

A la hora de elegir una puerta no debemos solo mirar el precio o la estética. También es muy importante tener en cuenta nuestras necesidades. Si disponemos de poco espacio, lo mejor es elegir una puerta corredera. Y si por ejemplo necesitamos luz, una puerta con vidrieras.

Le invitamos a que lea nuestro artículo ‘Cómo restaurar puertas de interior‘.

Puertas Olamendi, fábrica de puertas de interior, puertas correderas, puertas de entrada y suelos

Puertas Olamendi, especialistas en puertas y suelos de calidad.