Cómo colocar un tope a una puerta

Cómo colocar un tope a una puerta

Los topes de las puertas evitan los portazos y por ende, los agujeros en los techos y paredes. En este post enseñamos los distintos tipos y cómo colocarlos.

Elegir el tope adecuado a nuestra puerta

En el mercado existen una amplia gama de topes. De distintos tamaños, formas, colores así como mecanismos. Y realizados en distintos materiales: plástico, metal o madera. Muchos incorporan amortiguadores en espuma, goma o muelles.

  • Topes convencionales

Se fijan a la pared o al suelo con adhesivos o atornillados si queremos mayor resistencia.

  • Topes retenedores

Sujetan la puerta mientras está abierta. Lo hacen a través de una pinza, un imán o una pieza giratoria que agarra la puerta.

  • Las cuñas o los topes de manilla

Se colocan en la parte en la que el pomo que toca la pared.

Cómo colocar topes atornillados

  • Elegir el lugar adecuado

Si vamos a elegir un tope atornillado debemos escoger bien el lugar en el cual realizaremos el agujero. En el caso de que sea un suelo de baldosa siempre se debe hacer sobre una junta. De este modo, si alguna vez queremos retirar el tope y que no deje huella, no tendremos más que tapar el agujero con masilla.

  • Cuidado con las tuberías

También, es muy importante comprobar si pasan tuberías por el sitio donde queremos poner el tope. Lo mejor es usar un detector de metales doméstico.

  • Cómo hacer el agujero
  • Es importante escoger una broca con un diámetro similar al del taco.
  • Para introducir el taco utilizaremos un martillo de nailon que no estropee el taco.

Cómo fijar topes adhesivos

Si no queremos hacer agujeros podemos elegir un tope atornillado. Lo primero que hay que hacer es limpiar la superficie con alcohol y secarla. Para fijar mejor el tope es recomendable poner algo de pegamento fuerte a la lámina adhesiva.

Puertas Olamendi, fábrica de puertas de interior, puertas correderas, puertas de entrada y suelos

Puertas Olamendi, especialistas en puertas y suelos de calidad.